¿Como analizar el regreso de Alberto del Rio a WWE?

Alberto Del Rio está de regreso en WWE, un regreso que podemos decir que nos tomó por sorpresa, después de todo, no esperábamos que regresara en Hell in a Cell 2015 para coronarse como campeón de los Estados Unidos.

Si analizamos su regreso, es inevitable no mencionar la controversia que se dio con su salida hace un poco más de un año, cuando fue despedido de WWE por lo que ellos señalaron como:

Una conducta poco profesional, además de tener un altercado con un empleado

Con el paso de las horas, supimos que fue más que una simple falta de profesionalismo, ya que se dio a conocer en diversos portales que todo se debía a un hecho de racismo por parte de Cody Barbierri, quien era el encargado de las redes sociales de WWE, un empleado que siempre fue catalogado como conflictivo, sin embargo, WWE opto por mantener al racista y despedir al hombre que defendió su dignidad (Frase para el bronce). Un año más tarde, Cody Barbierri está fuera de WWE y Del Rio de regreso. Una historia digna de la campaña anti Bullying que siempre promociona la empresa de Vince.

Fuera de los chismes, Del Rio aprovecho ese tiempo fuera para luchar en México para AAA, ser parte de Ring of Honor y Lucha subterránea Underground, para finalmente regresar de la mano del rehabilitado Zeb Colter, quien paso de ser un xenófobo, a un amante de los Mexicanos y tan extraño como suena esa última frase, tan extraño nos pareció la alianza.

Y con todo esto, el paisaje de la WWE cambia bastante. El roster de WWE ahora cuenta con una de las mejores exportaciones de México en la lucha libre, un refuerzo que llega en un momento difícil para WWE, después de todo, Randy Orton se encuentra fuera de WWE por un problema en su hombro, mientras que John Cena, el ex campeón de los Estados Unidos, de vacaciones, eso sin mencionar el caso de Daniel Bryan quien aún no tiene una fecha de regreso, si es que regresa realmente a luchar.

Sin un trio tan importante para WWE, pareciera que se ven entre la espada y la pared a la hora de poder escribir historias en la escena principal de la empresa, después de todo, durante los últimos años, los escritores de WWE dependieron demasiado del trio antes señalado.

Aunque también es fácil señalar que Del Rio para WWE, no se encuentra en el mismo nivel de Orton o Cena a quienes parecieran tratar como los mesías de WWE. Puede sonar una exageración, pero es solo una muestra más de la dependencia a la que WWE se limitó. En el mejor de los casos, Del Rio es un remplazo de nivel de cara al corto plazo, dentro de otros cambios que se ven obligados en WWE.

También es fácil pensar que en la interna de WWE, se puede cuestionar si Alberto tiene el suficiente carisma para justificar todos los títulos que este ganó, quizás ese pensamiento explica por qué su alianza con Zeb Colter, pero nunca ha habido dudas sobre la capacidad Del patrón en el ring.

El positivo en la mejora en la calidad del espectáculo ya se pudo ver en el último Raw, en donde tras muchos show extraños, la empresa opto por centrarse más en luchas que otras cosas, lo que llevo a que Del Rio fuese parte de dos luchas durante la noche, al igual que otros talentos.

Después de derrotar a Neville en uno de los puntos positivos del Raw del lunes, fue una pieza clave en la lucha de cuatro esquinas que cerro el show, en lo que fue uno de los mejores eventos principales de Raw en mucho tiempo.

Además Del Rio, es un ex campeón del mundo, ganador del Royal Rumble, ex Money in The Bank y un hombre que hace no mucho derroto a Cena de manera limpia, es decir, que si una estrella joven lograra derrotar a Del Rio, se sentiría mucho más importante que derrotar a alguien como Kane o Mark Henry como WWE suele hacer cuando trata de elevar a alguien.

Es simple analizar ese último punto, Henry y Kane se encuentran en el final de su carrera, mientras que Del Rio, aún está en la medianía de esta.