Porque la historia de Rusev y Summer Rae fue un fracaso

La historia de amor de Rusev y Summer Rae termino oficialmente el lunes por la noche, sellando el último clavo del ataúd con una enorme bofetada de Summer ante un Bulgaro estupefacto que casi parecía sonreír por todo lo que estaba sucediendo, dejando una vez más a la audiencia confundida.

Después de meses de la construcción de esta telenovela, WWE abruptamente acabo con lo que había sido uno de sus ángulos habituales en Raw, esto luego de que la vida real de Rusev y Lana fuera más fuerte que los deseos de los directivos de WWE. En conclusión, el melodrama llegó a su fin de manera torpe y poco satisfactoria, tal como fue su desarrollo.

Además, tenemos que hace solo una semana atrás Summer en Raw había propuesto matrimonio a Rusev, en donde el búlgaro estaba de acuerdo, pero tenía que conseguir el oro primero. Eso en la ficción.

En la vida real, Rusev seguía en una relación con una mujer que en televisión había abandonado, Lana. Un detalle que termino destrozando los deseos de WWE cuando TMZ, revelo que fuentes cercanas a Rusev confirmaron que este había propuesto matrimonio a su real novia hace un mes atrás.

A WWE solo le quedo reconocer la realidad y torpemente poner fin a una historia absurda ¿o no?

Es decir, todo esto se concreta luego de meses de hacer que Lana, un Heel (Villano) tuviese un cambio en su personaje al lado de Ziggler, algo que se realizó dejando de igual manera de lado la real relación de Rusev y Lana que se mantuvo durante todo ese tiempo.

Y finalmente todo terminó de una manera apresurada.

No es de extrañar que los fans y críticos por igual se mostraran confundidos con todo lo que estaba sucediendo en pantalla semana tras semana.

Es decir, mientras que para nosotros tiene sentido que WWE quisiera simplemente salir de una historia que sólo había estado empeorando, la forma en cómo se construyó todo, es a lo menos criticable. Que se supone que debemos creer los fanáticos, que de alguna manera Lana ha perdonado a Rusev tras meses de abusos e insultos. Que se supone que hace todo esto para Ziggler quien supuestamente le había robado la novia a uno de sus rivales y peor aún, como queda parado ahora Rusev en WWE, es decir, si ya nadie sabía cuál era su camino, ahora menos alguien sabe que planea WWE con él o si simplemente se unirá a tipos como Bo Dallas, Neville, Barret, etc. Que no tienen nada claro sobre que sucede con sus carreras actuales.

Pareciera que el informe TMZ ato de manos a la WWE, sin embargo, cuantas veces WWE ha olvidado la realidad, por ejemplo, Dean Ambrose y a Renee Young están saliendo en la vida real, pero WWE simplemente no pone esto en pantalla porque no afecta a sus historias, pero algo que si afecta a la historia fue lo que paso con Roman Reigns, quien al principio simplemente olvido que su verdadero apellido era Anoa’i, ya que esto le permitió atacar a The Rock y luchar contra los Usos, sin mencionar su parentesco.

Los aficionados también saben que Bray Wyatt fue Husky Harris, que era parte de Nexus y WWE simplemente no lo mencionada. Wyatt tiene su propia historia, no una mezclada. Él es tratado como una persona separada. Todo esto se debe a que WWE suele ignorar la realidad, después de todo, solo cuenta una historia en pantalla, por lo que el que comience a mezclar la realidad con su propia ficción, resulta bastante llamativo y confuso, especialmente si al principio opto por ignorarla tal como ha sucedido un montón de veces.

Es como que ahora se comience a hablar de Leati Anoa’i en vez de Roman Reigns, es decir, WWE siempre separo las cosas porque Roman Reigns es un personaje y Leati Anoa’i una persona real. Bray Wyatt es de ficción, mientras que Windham Rotunda es de verdad y así se puede seguir.

El reconocer la realidad cuando al principio fue ignorada, no profundiza en nada la historia y no justifica el tiempo invertido en Lana, Ziggler, Rusev y Summer, solo enturbia todo. Fue un error por parte de WWE pretender ignorar algo al comienzo, para luego simplemente terminar reconociéndolo. Básicamente, si WWE va a contar una historia, debe mantener su propio camino, no verse obligado a combinar las cosas para perder todo lo que ya había invertido, aunque claro, en este caso no eran muchos los beneficios para los involucrados.

Quizás la única buena noticia de todo esto, es que WWE va a dejar atrás ese lio de telenovela y volverá a reunir la pareja de Rusev y Lana que aportaba mucho más para ambos que todo lo que se trató posteriormente a Wrestlemania 31.

WWE parece que volverá a apostar por Lana como Heel (Villano) un papel que pareciera lo mejor para ella, ya que como babyface (Héroe) lo único que hacía era sonreír.