Brock Lesnar como campeón resulto contraproducente en WWE

Brock Lesnar es la “Bestia Encarnada”, una máquina de matar (no literalmente) altamente evolucionada que causa estragos en todo el mundo que se pone en su camino. Ha sido muy dominante en todas las facetas de este deporte y ese dominio lo ha llevado a la cima de la empresa de lucha libre profesional más importante del mundo.

Pero la dura verdad es que Lesnar simplemente ya no existe. Él puede ser el campeón mundial peso pesado de WWE, pero él simplemente no está siendo utilizado en situaciones distintas a las de los entorno de pay-per-view y ese hecho también está fracasando en la empresa.

La premisa básica de Lesnar 2.0 probablemente sonaba bien en el papel de muchos fans. La carrera de la Bestia renacería en 2012 y se trataría de una evolución como artista en el ring de tiempo completo que paso a ser un luchador bajo demanda. Finalmente su presencia se usaría sólo en escenarios de mucho dinero y sólo en contra de estrellas establecidas que podrían igualar su potencial de hacer dinero en el ring.

John Cena, Triple H, CM Punk, Big Show y The Undertaker enfrentaron a Lesnar y todos han caído en su sombra. Cada vez que se emparejaron con Lesnar, la cartelera genero emoción y expectación entre los fieles de la WWE. Simplemente no podían esperar para ver a Lesnar en el ring y también para ver si alguien podia detenerlo.

Y nadie ha podido reducir su velocidad.

Undertaker pierde ante Brock lesnar

A decir verdad, él encaja en este papel. ¿Quién más podría lograr ese personaje de la Bestian Encarnada?, ¿quién más podría rodar a través de la WWE como un tanque Sherman y completamente aplastar a todos en su camino? Lesnar tiene el tamaño, la fuerza y el pedigrí de no sólo hacer que sea convincente, ademas hace que sea muy creíble al mismo tiempo.

Incluso el público de WWE seguramente podía mirar a Lesnar y decir estoy de acuerdo que es un campeón invencible. En el ring parece no sentir el dolor y en el micrófono es frío como el hielo.

Él es el Terminator de WWE excepto que no hay un John Connor para detenerlo.

Una vez más, se ve bien en el papel.

Pero este plan para mantener a Lesnar fuera de la televisión y utilizar a él con mucha moderación no funciona bien en absoluto. La razón de ello es la gran cantidad de agujeros que existen en la escena principal de la WWE. En pocas palabras, no hay suficientes chicos en ese nivel para distraer a los fans del hecho de que Lesnar no está allí.

CM Punk es cosa del pasado, Chris Jericho recientemente dejó una vez más la empresa y tanto Daniel Bryan y Roman Reigns están en casa recuperándose de una cirugía. Eso deja esencialmente sólo a John Cena y Randy Orton como las estrellas de categoría de eventos principal en WWE.

John Cena vs Heyman

Dean Ambrose va en ascenso y Seth Rollins sigue brillando como parte de la autoridad, pero ninguno de los dos, han sido presentados como estrellas de nivel principal.

Si alguna vez hubo un tiempo para que el campeón de peso superior en la WWE brillara y tuviese un lugar destacado en la televisión, es ahora. Pero no es ese el caso.

Los aficionados reconocen a Cena como el hombre importante en la WWE. Él es el líder del vestuario y el hombre “órbita” para toda la empresa. Y a pesar de que él no es el hombre con el oro, todavía se espera que lidere el camino de la compañía.

Pero eso no disminuye el impacto que el campeón mundial de peso pesado debe tener sobre la compañía y sobre los fans. Su tiempo en la cartelera es tan importante y su lugar en la empresa no debe ser ignorado porque su nombre no es John Cena.